Charles Darwin

Charles Darwin
Acuarela de Charles Darwin por George Richmond (1830)

Charles Robert Darwin (1809 - 1882)

Origen

Darwin nació en Inglaterra, donde su padre ejercía con éxito la medicina. Hasta los 16 años permaneció en su ciudad natal. No se caracterizó por ser un buen estudiante, aunque ya desde niño mostró afición por las ciencias naturales. 

Carrera de Medicina

En 1825, su padre le envió a la universidad para que siguiera la carrera de medicina. El fracaso fue completo, no sentía vocación para ser médico y el recuerdo de dos intervenciones quirúrgicas que vio entonces  -eran los tiempos anteriores a la anestesia-  le persiguió toda la vida.

Convencido de que no seguiría la tradición paterna, el doctor Darwin propuso a su hijo que se hiciera eclesiástico, y para este fin fue inscrito en la universidad. Otro fracaso. 

Vocación por la Botánica

Darwin  sí se interesó por la Botánica y Zoología, coleccionó insectos y se aficionó a la caza. Por aquella época, leyó los libros  de viaje de Humboldt que le causaron una profunda impresión. 

Expedición Científica

A Darwin se le presentó la oportunidad de hacer realidad los proyectos viajeros. En 1831, se organizó una expedición científica a las costas de América del Sur y a algunas islas del Pacífico. Un velero de 240 toneladas, el “Beagle”, fue equipado para este largo viaje alrededor del mundo. Darwin fue invitado al gran viaje y así partió el 27 de diciembre de 1831, iniciando uno de los viajes que más ha influido en la historia de la ciencia, un recorrido de 40 000 millas que duró 4 años, 9 meses y seis días. Darwin llevó en el barco algunos libros, entre ellos la obra de Lyell, Principios de Geología. 

El Retorno a Londres

El 02 de octubre de 1836, Darwin llegó a su país; en 1837 se establece en Londres. Debido a su falta de salud, decidió vivir en el campo. Su buena posición económica le permitió vivir tranquilamente dedicado por entero a su labor científica.

 El Origen de las Especies

El gran problema de Darwin era: El origen de las especies, por lo tanto, se dedicó a reunir cuantos datos pudiera en torno a este tema. Al profundizar en el problema, la creación de cada especie por separado no concordaba con lo que había observado, por lo tanto, su conclusión era que las especies cambian a lo largo del tiempo; pero dicha hipótesis evolucionista era verdaderamente revolucionaria. 

Antes de lanzar esta teoría, tenía que estar muy seguro de su afirmación. Por tal razón, empezó a estudiar todo el campo conocido de las Ciencias Biológicas, recopilando datos que sustenten su idea. Al mismo tiempo, se le presentaba el problema de explicar por medio de qué mecanismos había tenido lugar la evolución. A fin de resolver esta gran incógnita, Darwin comenzó por estudiar la formación de razas en especies de animales domésticos y plantas cultivadas. Puesto que el hombre ha logrado obtener razas diferentes por selección artificial, su pregunta era: ¿Actúa de igual manera la naturaleza?

Para responder esta interrogante, le fue de mucha ayuda la obra de Malthus, que sostenía que la población humana tiende a crecer en progresión geométrica, mientras que los medios de subsistencia lo hacen en progresión aritmética. De aquí se dedujo la necesidad de limitar los nacimientos. En la naturaleza, debido a la limitación en los alimentos, se origina una lucha por la existencia, en la cual son eliminados muchos individuos. Darwin aplicó inmediatamente el concepto de lucha por la existencia y dedujo que las variaciones que se producen en los individuos de una especie tenderán a conservarse en sus descendientes, en el caso de ser favorable para ellos, ya que a la larga serán eliminados los individuos que resulten menos adaptados al medio. Los individuos serán así seleccionados por la naturaleza.

Variabilidad en los organismos, lucha por la existencia y selección natural, constituirían el mecanismo mediante el cual se ha producido la evolución. La acumulación de pequeñas y sucesivas variaciones a lo largo de enormes espacios de tiempo, explicaría los grandes cambios que han experimentado los seres vivos en el transcurso de las eras y períodos geológicos.

Manuscrito de Wallace

Darwin siguió analizando y acumulando datos. Desde 1841, realizó una serie de trabajos que le dieron justa fama. Aunque Lyell y Hooker le urgían a Darwin para que publicara sus teorías, Darwin que estaba ocupado en otros trabajos y metido en una montaña de datos, no veía nunca llegar el momento de redactar su obra proyectada. Entonces, se produjo uno de esos acontecimientos improbables, una coincidencia extraordinaria. Fue en 1858, Darwin recibió la mayor sorpresa de su vida. Recibió por carta un manuscrito muy breve en el que se exponía exactamente, hasta en términos idénticos, su teoría de la selección natural. El autor del manuscrito era un naturalista llamado Wallace, un joven explorador del Amazonas; Darwin sufrió una fuerte conmoción espiritual al ver resumida en unas cuantas hojas una teoría sobre el que llevaba trabajando más de veinte años; por lo tanto, decidió destruir su obra.

Presentación de su teoría a la sociedad

Pese a la negativa de Darwin a presentar su teoría a la sociedad, gracias a la intervención de Lyell y de Hooker, Darwin se animó a elaborar un breve avance y lo publicó junto con la de Wallace, y lo presento a la Sociedad Linneana, en agosto de 1858. Al cabo de un año, el 26 de noviembre de 1859, publicó su obra: El origen de las especies por el mecanismo de la selección natural, libro que alcanzó gran éxito y al que se debe el establecimiento definitivo de la teoría de la evolución. El nombre de Wallace pasó a un segundo plano.

Otros Científicos Evolucionistas:
Hugo de Vries.
Jean Baptiste de Lamarck.
Charles Lyell.
Erasmo Darwin.

Share on Google Plus

About Carpeta Pedagógica

Plataforma educativa de recursos educativos digitales
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario