Enfermedades infectocontagiosas

Enfermedades infectocontagiosas

Son enfermedades provocadas por microorganismos patógenos, que se transmiten directa o indirectamente de una persona a otra. 

Los agentes productores de enfermedades infectocontagiosas o transmitibles incluyen una considerable variedad de microorganismos o gérmenes denominados, por ello, patógenos (que generan enfermedades). Entre los gérmenes patógenos más importantes para el hombre pueden citarse: las bacterias, los virus, las rickettsias, los hongos y los protozoos. 

Etapas de las enfermedades infecciosas

Prácticamente todas las enfermedades contagiosas se manifiestan a través de los mismos síntomas: fiebre, malestar general y decaimiento. Sin embargo, lo que caracteriza a una enfermedad contagiosa es su carácter evolutivo, es decir, que el enfermo atraviesa una serie de etapas diferenciadas durante la enfermedad. Estas etapas son: 

(1) Período de Incubación: Es el lapso comprendido entre la entrada de los microbios hasta que aparecen los primeros síntomas. Durante este tiempo los microorganismos se multiplican y distribuyen por sus zonas de ataque. Este período de incubación varía según la enfermedad.
Por ejemplo, es de uno a quince días para la poliomelitis, de veinte días para la rabia y de siete a catorce para la viruela. 

(2) Período de Desarrollo: Es la etapa en que el individuo se defiende del ataque del microbio y en la que aparecen los síntomas característicos de la enfermedad. Por ejemplo, tos en el caso de las enfermedades del sistema respiratorio, diarrea en el caso de la disentería amebiana, etc.

(3) Período de Convalecencia: Se caracteriza este período por que el organismo se recupera en forma lenta. Como el individuo está debilitado debe guardar reposo y tener una alimentación suficiente para evitar las recaídas o nuevas infecciones.

Share on Google Plus

About Carpeta Pedagógica

Plataforma educativa de recursos educativos digitales
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario